Vigésimo Quinto Día: Domingo 17 de mayo de 1953

17794-R2-24-24

Procedente de Aguadilla, llegó en este día a Sabana Grande el primer tren especial repleto de peregrinos, quienes ansiaban visitar el Barrio Rincón, sitio de la aparición. El ferrocarril que arribó a Sabana Grande a las 11:30 de la mañana regresó para Aguadilla a las 5:00 de la tarde y según manifestaciones de su conductor ya se habían realizado planes para traer un tren expreso de peregrinos diariamente a Sabana Grande hasta el día 25 de mayo cuando la Virgen haría un milagro para todos.

Ya para esta fecha se había instalado en ese sitio una estación radio portátil que diariamente anunciaba al pueblo de Puerto Rico los milagros que ocurrían.

Bajo una pertinaz llovizna que duró toda la noche y la mañana de este día, se movían lentamente las interminables filas de peregrinos en busca del agua que sana a los enfermos. La fría lluvia de este día caía sobre las mujeres que llevaban niños en los brazos y los hombres que arrastraban carretones con enfermos, todos con preocupaciones en sus hogares pero llenos de fe y esperanza.